Compartir

Cuando los partidos políticos entran en la recta final para definir las listas de candidatos para las legislativas, Alberto Fernández, jefe de campaña de Florencio Randazzo, volvió a reclamar que la interna del Partido Justicialista de la provincia de Buenos Aires -“la madre de todas las batallas”- se resuelva en una primaria y no por un acuerdo de dirigentes.

En diálogo con el programa “El Fin de la Metáfora”, que conduce Iván Schargrodsky en Radio 10, Fernández consideró que la ex presidente Cristina Kirchner “no quiere participar de una competencia interna” y “habla de la unidad, pero lo que quiere es una lista única, que es otra cosa”. “La unidad está garantizada por las PASO, porque lo que hacen las PASO es que dentro de un mismo espacio político compitan, el que saca más votos es el que pone los candidatos y el otro pone una minoría”, añadió el ex jefe de Gabinete del kirchnerismo.

“La lista única no es la unidad: es un acuerdo de dirigentes. Ahora, es realmente llamativo que quien impulsó, junto con Florencio Randazzo, la reforma política más formidable que se ha hecho en democracia, que ha permitido romper las barreras de los partidos políticos, desalambrar los partidos políticos, (…) reniegue de eso”, sostuvo Fernández y agregó: “Nosotros no creemos que ese sea un buen camino, porque ese es el camino que se siguió y se perdió”.

En ese sentido, el jefe de la campaña de Randazzo señaló que la mayor diferencia que existe con la ex mandataria tiene que ver con la lectura del pasado que ambos dirigentes hacen y con el modo de resolver la interna. Así, sostuvo que Kirchner “es una dirigente importante”, con las que tienen puntos de acuerdo -“fundamentalmente, en aquello que concierne a las críticas al gobierno”-, pero tienen “una metodología distinta”: “Nosotros creemos que la verdadera unidad la tiene que hacer la gente, la tienen que hacer los ciudadanos votando, no los dirigentes sentados en una mesa”.

“Nosotros somos una fuerza política que se llama peronismo y que acaba de perder una elección: no es una cosa menor en el peronismo. ¿Cómo eso no lo vamos a debatir de cara a la gente?”, recordó y explicó que “la elección en Buenos Aires no se perdió por las PASO, se perdió porque los candidatos del espacio eran candidatos -y no voy a abrir juicio sobre las imputación que pesaba sobre ellos- eran candidatos que estaban socialmente muy cuestionados”. “Han expuesto a un candidato sobre el que en ese momento había una campaña furibunda acusándolo de este tipo de cosas. La causa de la derrota es esa”, sentenció.

De ese modo, Fernández puso el foco en las decisiones de la ex mandataria que llevaron a la derrota en 2015: “Resulta ser que Cristina resolvió que no hubiera PASO y resolvió encumbrarlo como candidato a presidente a Scioli. Después, como no supo cómo arreglar lo que le acababa de hacer a Randazzo, que es privarlo de competir le dice ‘andá a Buenos Aires’. Randazzo, como tiene algo de dignidad, le dice: ‘no, este no es el modo. El modo es promover un gran debate para ver quién es el que mejor representa este plan hacia el futuro’. ¿Y la culpa es de Florencio? No. La culpa es de quien organizó electoralmente esa propuesta. La culpa es de quien expuso esos candidatos. La culpa es de quien eligió el sugundo de Scioli, y de ese modo lo condicionó absolutamente. Pongamos las cosas en su punto justo. ¿Cristina resolvió todo y la culpa es de Florencio…? Es buenísima, es lo más absurdo que escuché”.

Por último, el ex jefe de Gabinete el PJ debe “revitalizarse dejando de oir y dejando de hablarle sólo a Cristina. Tenemos que revitalizar el espacio consultando a la gente. Yo no sé por qué tanto miedo a escuchar a la gente”. “Si dicen que Cristina lo pasa por arriba a Florencio, con más razón entonces vengan y compitan”, dijo y sentenció: “Si los intendentes no lo dejan competir, eso será el fin del peronismo”.

 

Comentarios

comentarios