Centro de Informes

Arte, gastronomía e historia: cuatro días en Miami, más allá del sol y el shopping

Día 1: una buena manera de comenzar un itinerario en Miami Beach y quizás un poco diferente a lo habitual, sea visitar el Miami Design Preservation League’s Art Deco Museum en el 1001 de Ocean Dr. Uno puede contratar servicios guiados que explican las joyas arquitectonicas de Miami, incluyendo el tradicional estilo “Art Deco Streamline Moderne and Spanish Mediterranean”.

Los tours comienzan en el Art Deco Welcome Center todos los días a las 10:30 de la mañana con un tour adicional los jueves a las seis y media de la tarde. También están disponibles auriculares de traducción para que uno pueda hacer la visita por uno mismo sin necesidad de los guías.

En general para planear el itinerario, hay que tener en cuenta lo amigable que es Miami Beach para las bicis por su diseño compacto. La ciudad tiene un programa de bicis públicas auspiciado por el Citibank (Citibike Miami). Solo hay que encontrar una estación disponible –que están dispersas por todas partes- y devolver la bici en la estación que quede más cómoda cuando se termine de usar.

Se puede tomar un break para almorzar en Ocean Dr., mirando la playa. Toda la calle está bordeada de cafés como para saborear los gustos del lugar. Y no nos referimos solo a la comida. Aquí se puede ver un continuo y ecléctico desfile de gente, turistas, locales, adoradores del sol y en general un ambiente muy divertido.

Después de almorzar puede caminar por Ocean Dr. y curiosear en algunas de las muchas boutiques y negocios que hay a cada paso, compitiendo con los restaurantes y los bares.

Una cuadra hacia adentro está Collins Av que reúne negocios de las grandes marcas y diseñadores sin que falte prácticamente ninguno.

Otra cuadra más hacia el oeste y uno se encuentra con Washignton Av., que es más la calle de la noche y de los nightclubs, aunque también hay negocios, lugares para comer y hoteles, en general siguiendo el estilo Art Deco de toda el área histórica.

Algunas cuadras hacia el norte y hacia el oeste tendrá a Española Way. Es una encantadora calle peatonal que corre entre las calles 14 y 15. Allí encontrará mas negocios, cafés y restaurantes todo en un ambiente mediterráneo español.

Hacia el sur, sobre Washington Av., hay dos museos únicos: el Wolfsonian (1001 Washington Av) y el jewish Mueseum of Florida. El primero tiene muestras de arte, arquitectura y diseño especialmente de los años que van entre 1850 y 1950. El segundo muestra cientos de fotografías y objetos de la Florida judía desde 1763.

Hacia la noche el área de SoFI (toda la zona de South Beach despues de la calle 5) tiene decenas de restaurantes de gran calidad que ofrecen toda la oferta culinaria, desde carnes hasta frutos de mar.

Hacia la punta sur de la isla (Miami Beach es un gran cayo) se encuentra el South Pointe Park ( 1 Washington Av) que bordea el limite hasta el puerto de Miami. Es un lugar perfecto para ver los grandes cruceros brillar con la luz de la caída del sol, con la silueta de la ciudad de Miami como fondo.

El South Pointe termina en un muelle cuya entrada fue diseñada por el famoso artista Tobias Rehberger.

Día 2: Miami Beach no puede pensarse sin la playa, el sol, el mar y la arena. Hay varias opciones aquí según los gustos de cada uno. Desde tirarse simplemente a tomar sol y disfrutar de las olas o alquilar embarcaciones para pasear por el mar, hacer surf, kitesurfing, bucear, hacer snorkeling, alquilar un bote a remo, etcétera. Si en cambio su espíritu deportivo lo inclina al golf hay más de 20 campos donde jugar una vuelta y para todas las dificultades.

Lo siguiente puede ser un paseo por Lincoln Rd., otra calle peatonal repleta de negocios, restaurantes y cafés, con opciones culinarias diferentes para elegir la que más le guste para almorzar.

Luego del almuerzo puede relajarse un poco en el Miami Beach Botanical Garden (2000 Convention Center Drive), que es un oasis de belleza tropical un poquito al norte de Lincoln Rd, en el corazón de Miami Beach.

Muy cerca está el Holocaust Memorial, en Meridian Av., que fue abierto como un tributo a las víctimas del nazismo. Sobre Collins Av., muy cerca, está The Bass, un museo de arte contemporáneo recientemente reinaugurado después de una profunda renovación.

Yendo hacia el norte, hacia donde la numeración de las calles sube, va encontrar muchos exponentes de la arquitectura distintiva de la ciudad, en Mid Beach y North Beach.

Puede descargarse la aplicación de “Miami Modern” (MiMo) y hacer un tour auto guiado que incluya el Morris/Lapidus Mid Twentieth Century District, el North Shore National Register District y el Normandy Isles National Register District.

Algunas atracciones en North Miami Beach incluyen The Normandy Fountain, The North Beach Bandshell y el O Cinema. Cruzando a Miami se puede explorar Little Haití con su vibrante Centro Cultural que ofrece varios eventos y espectáculos.

Un poquito al sur, están Wynnwood y el Miami Design Center, ambos conocidos por sus galerías de arte, innovadores restaurantes y sus boutiques refinadas.

Allí se puede visitar el Instituto de Arte Contemporáneo y un poco más al sur el Historic Overtown, el museo de los tribunales y el Black Police Precint.

Aprovechando la cercanía se puede ver un espectáculo en el Adrienne Arsht Center for the Performing Arts o en el Olympia Theater.

Después del show puede pasear por el área del centro y de Brickell y saborear algún trago en alguno de los muchos lugares que hay para elegir. La zona está repleta de hoteles de lujo que incluyen increíbles restaurantes y lobbies elegantes, convirtiéndolos en excelentes opciones para un postre liviano y un trago especial.

Día 3: dos de las más excitantes atracciones de Miami se encuentran muy cerca del puente Mac Arthur, que une Miami Beach y Downtown Miami a la altura del puerto.

Uno de ellos es Jungle Island, un parque con pájaros, monos y las criaturas más raras del mundo. Y enfrente está el Miami Children’s Museum para jugar, aprender, imaginar y crear.

Siguiendo al centro de Miami se puede visitar el Perez Art Museum que expone arte internacional de los siglos XX y XXI en un edificio imponente. Y desde 2017 el museo Phillip and Patricia Frost of Science se mudó justo al lado.

Cerquita de allí está el History Miami Museum, que muestra 12000 años de historia del sur de la Florida y del Caribe.

Un poco al sur sobre el Rickenbacker Causeway, que une Miami con Key Biscayne, está el Acuario de Miami. Con casi 20 hectáreas, el parque ofrece entretenimiento , espectáculos, shows, muestras acuáticas y la posibilidad de nadar con delfines o caminar bajo el agua en el Sea Trek Reef Encounter.

Siguiendo hacia Key Biscayne, se puede disfrutar de este pueblito encantador, del Crandon Park (sede del Miami Open de Tenis) y, en la punta del cayo, del Bill Baggs Cape, que es un parque estatal natural con senderos para hacer trekking, andar en bici o hacer un picnic.

Hacia el sur, por Biscayne Boulevard, se llega a la comunidad de Coconut Grove. Allí está el Museo y los Jardines Vizcaya, una villa estilo renacentista que anida una brillante colección de arte, rodeada de casi cinco hectáreas de jardines y fuentes.

Casi en el centro del pueblo está el Bernacle Historic State Park que muestra el espíritu del Miami de los orígenes. Los alrededores están repletos de restaurantes tanto elegantes como informales y también de bares divertidos.

(Foto: Wikicomons)
(Foto: Wikicomons)

Puede pasear sin rumbo por las calles del pueblo y llegar a West Village donde los descendientes de los colonos bahameños ayudaron a comenzar a construir Miami.

Allí nomas de Coconut Grove esta Coral Gables, un enclave elegante con residencias estilo mediterráneo y español (prácticamente todos los nombres de las calles son en castellano) y varios lugares para comprar y comer, entre los que se encuentra la denominada Miracle Mile que combina boutiques, galerías de arte, restaurantes, librerías y bares. También muy cerca está el epicentro de la comunidad cubana en Little Havana.

Según sea la época del año en que visite Miami puede ver un partido de los Miami Heats perteneciente a la National Basketball Association, de los Miami Marlins, el equipo local de baseball o de los Miami Dolphins, el representante local en la National Football League.

Día 4: ahora que ya tiene una muestra bastante acabada de las playas y de la ciudad, es hora de experimentar algo totalmente diferente y explorar las zonas abiertas al sur del condado de Dade.

(Getty Images)
(Getty Images)

A menos de una hora al sur de Miami Beach y del centro de Miami se puede acceder a una gran variedad de actividades al aire libre. Tanto para grandes como para chicos el Miami Zoo es una de ellas. No por nada esta rankeado entre los 10 mejores del país.

Casi al lado está el Museo del Ferrocarril de la Gold Coast con muestras de coches históricos de la renombrada línea férrea tendida hacia fines del siglo IXX por el magnate Henry Flagler.

Deering Estate sobre la bahía de Biscayne es una reserva natural y de medio ambiente como también arqueológica. Monkey Jungle le permitirá ver a los monos en un ambiente completamente salvaje y natural.

Allí puede tomarse un rato para almorzar y curiosear alguna compra en el Cauley Square Historic Village. Sus antiguas cottages fueron recicladas para convertirlas en boutiques y negocios que ofrecen lo mejor del viejo sur de la Florida.

Luego puede empezar la tarde visitando dos parques nacionales: el Biscayne National Park y el Everglades National Park. El primero se haya casi completamente bajo el agua lo que le permite a buceadores y amantes del snorkeling ver corales increíbles.

El segundo es un de los parques nacionales más grandes del país y es ideal para tomar un tour guiado en uno de sus famosos air boats para ver de cerca lagartos, cocodrilos y aves rarísimas.

Antes de volver deténgase un momento en la bodega Schnebly Redlands Winery & Brewery. Allí podrá catar vinos y cervezas artesanales hechos con frutas tropicales como la carambola y la guayaba. Una buena idea es comprar alguna botella como recuerdo de este increíble recorrido por las playas del Gran Miami.

SEGUÍ LEYENDO

Cuáles son las nueve mejores playas de Puerto Rico para conocer en el 2019

Pensacola Beach, un paraíso de arena y mar en la Florida del Golfo

Seguinos y Contactanos

Tus comentarios son fudamentales, intentamos permanentemente mejorar tu experiencia en el sitio.