Compartir


El vocero de los Laicos de Osorno, Juan Carlos Claret, aseguró que fue “una sorpresa” que el papa Francisco haya enviado a Chile a un experto de su confianza para escuchar a las víctimas de abusos presuntamente encubiertos por el obispo Juan Barros y anticipó que la organización participará de la investigación sólo “si se cumplen ciertas condiciones”.
El referente los Laicos de Osorno, entidad que pide la destitución de Barros, aseguró que para las víctimas de abuso eclesiástico y las organizaciones que las apoyan resulta “sorpresiva” la noticia, porque “el Papa había dado por cerrado el asunto cuando primero dijo que todo eran calumnias y, ya en el avión de regreso, ratifica la inocencia del obispo".
“Este cambio de actitud creemos que se debe a los cardenales que se desmarcaron de sus dichos -como el de Boston, Patrick O'Malley- y al peso de la opinión pública, pero no respondiendo al sentir del pueblo católico, como debería haber sido”, dijo.
Leer mas

Comentarios

comentarios