Centro de Informes

Hugo Prieto y el deseo del grito prohibido

El termómetro del clamor popular sobre la figura de Hugo Prieto con la camiseta de Deportivo Roca, ha tenido variaciones en cada oportunidad que ha pisado la Visera. Lo describe el propio delantero: “La primera vez estuvo todo bien, la segunda ya algunos me putearon… Vamos a ver qué pasa en la tercera. Ya demostramos que podemos ganar allá y volver a hacerlo sería un paso clave en el comienzo de la Reválida”.- ¿Qué pasa si te toca marcarle un gol?- Me van a putear más, eso seguro. Pero si me tocara volver al gol justo en el clásico, no lo gritaría jamás…Nacido en Unión de Allen, consolidado en Cipolletti y con presente en Depo, a los 34 años Hugo Prieto disfruta de su actualidad en Roca, que este sábado a las 21:30 visitará en la Visera al Albinegro, por la segunda fecha de la Reválida. Será el quinto clásico con la camiseta del Depo para el delantero, que estuvo por siempre identificado en la vereda opuesta aunque de a poco se va haciendo un lugar en el corazón naranja.“Había dudas sobre mí cuando llegué al Depo, pero hoy te puedo decir que paso por mi mejor momento acá. Mauro (Laspada) siempre confió en lo que podía darle al equipo y es por eso que trabajo al ciento por ciento para responderle a él y a mis compañeros. Defiendo a muerte los colores del club me dio trabajo, pero el cariño a la gente de Cipolletti sigue siendo el mismo de siempre”. Prieto, pasado y presente y su visión de la actualidad de ambos equipos.P- ¿Con qué te encontraste en Roca?R- Llegué a un grupo humano excepcional donde todo es humildad y trabajo. Acá todo se hace a pulmón y la que hoy te cocina el día del partido está cortando entradas. No concentramos en hoteles y sólo a veces lo hacemos en el albergue del club. Hasta esa ventaja damos, pero el esfuerzo y el amor propio hace que nosotros hagamos lo imposible para responder por ellos. Todo eso contagia y el orgullo del jugador hace el resto. Eso fue lo que nos movilizó para afrontar cuatro partidos en nueve días y poder meternos en el cuadro principal de la Copa Argentina.P- Conocés a Cipolletti desde adentro, ¿cómo lo ves hoy?R- Me da tristeza cuando insultan a los jugadores y a algunos dirigentes que sé que dejan todo por el club. Creo que se debe volver a mirar hacia las inferiores. La última vez que nos enfrentamos (por Copa Argentina), nosotros hicimos la diferencia con los pibes del club. En Cipolletti al jugador se le brinda todo, eso lo pude comprobar cuando volví, pero hoy no estoy adentro para opinar por qué algunos jugadores no rinden como se espera.P- ¿Cómo te ha tratado la gente acá?R- Muy bien. Me ha sorprendido la verdad. Saben reconocer el sacrificio y al grupo le gustó mucho el apoyo que tuvimos en la serie contra Cipolletti y Alvarado, incluso a la vuelta de Mar del Plata.P- El gol de Guajardo en el Minella debe haber sido el mayor festejo del Depo desde que estás en el club.R- Sin dudas. Fue una gran alegría, estuvimos como cinco minutos festejando en la cancha y después en el vestuario. Era muy injusto si no pasábamos, habíamos hecho una gran serie.P- ¿Rompés la sequía el sábado?R- Por sobre todas las cosas quiero que el equipo gane. Si me toca anotar mejor, aunque como asistidor me está yendo bien…Prieto festeja la ocurrencia aunque íntimamente desea hacer honor a su apodo. Hugol nació en la Visera y el sábado buscará reverdecer el mote que le dio un nombre en el fútbol.

El termómetro del clamor popular sobre la figura de Hugo Prieto con la camiseta de Deportivo Roca, ha tenido variaciones en cada oportunidad que ha pisado la Visera. Lo describe el propio delantero: “La primera vez estuvo todo bien, la segunda ya algunos me putearon… Vamos a ver qué pasa en la tercera. Ya demostramos que podemos ganar allá y volver a hacerlo sería un paso clave en el comienzo de la Reválida”.

– ¿Qué pasa si te toca marcarle un gol?

– Me van a putear más, eso seguro. Pero si me tocara volver al gol justo en el clásico, no lo gritaría jamás…

Nacido en Unión de Allen, consolidado en Cipolletti y con presente en Depo, a los 34 años Hugo Prieto disfruta de su actualidad en Roca, que este sábado a las 21:30 visitará en la Visera al Albinegro, por la segunda fecha de la Reválida. Será el quinto clásico con la camiseta del Depo para el delantero, que estuvo por siempre identificado en la vereda opuesta aunque de a poco se va haciendo un lugar en el corazón naranja.

“Había dudas sobre mí cuando llegué al Depo, pero hoy te puedo decir que paso por mi mejor momento acá. Mauro (Laspada) siempre confió en lo que podía darle al equipo y es por eso que trabajo al ciento por ciento para responderle a él y a mis compañeros. Defiendo a muerte los colores del club me dio trabajo, pero el cariño a la gente de Cipolletti sigue siendo el mismo de siempre”. Prieto, pasado y presente y su visión de la actualidad de ambos equipos.

P- ¿Con qué te encontraste en Roca?

R- Llegué a un grupo humano excepcional donde todo es humildad y trabajo. Acá todo se hace a pulmón y la que hoy te cocina el día del partido está cortando entradas. No concentramos en hoteles y sólo a veces lo hacemos en el albergue del club. Hasta esa ventaja damos, pero el esfuerzo y el amor propio hace que nosotros hagamos lo imposible para responder por ellos. Todo eso contagia y el orgullo del jugador hace el resto. Eso fue lo que nos movilizó para afrontar cuatro partidos en nueve días y poder meternos en el cuadro principal de la Copa Argentina.

P- Conocés a Cipolletti desde adentro, ¿cómo lo ves hoy?

R- Me da tristeza cuando insultan a los jugadores y a algunos dirigentes que sé que dejan todo por el club. Creo que se debe volver a mirar hacia las inferiores. La última vez que nos enfrentamos (por Copa Argentina), nosotros hicimos la diferencia con los pibes del club. En Cipolletti al jugador se le brinda todo, eso lo pude comprobar cuando volví, pero hoy no estoy adentro para opinar por qué algunos jugadores no rinden como se espera.

P- ¿Cómo te ha tratado la gente acá?

R- Muy bien. Me ha sorprendido la verdad. Saben reconocer el sacrificio y al grupo le gustó mucho el apoyo que tuvimos en la serie contra Cipolletti y Alvarado, incluso a la vuelta de Mar del Plata.

P- El gol de Guajardo en el Minella debe haber sido el mayor festejo del Depo desde que estás en el club.

R- Sin dudas. Fue una gran alegría, estuvimos como cinco minutos festejando en la cancha y después en el vestuario. Era muy injusto si no pasábamos, habíamos hecho una gran serie.

P- ¿Rompés la sequía el sábado?

R- Por sobre todas las cosas quiero que el equipo gane. Si me toca anotar mejor, aunque como asistidor me está yendo bien…

Prieto festeja la ocurrencia aunque íntimamente desea hacer honor a su apodo. Hugol nació en la Visera y el sábado buscará reverdecer el mote que le dio un nombre en el fútbol.

Leer más

Agregar comentario

Seguinos y Contactanos

Tus comentarios son fudamentales, intentamos permanentemente mejorar tu experiencia en el sitio.