Centro de Informes

Juicio por tentativa de femicidio, lesiones leves y amenazas coactivas

La acusación atribuye al imputado de 19 años de edad, el hecho ocurrido el 22 de febrero de 2019 a las 05.30 aproximadamente en su domicilio cuando se tornó agresivo y comenzó a agredirla, la amenazó de muerte y le rompió el celular. “Con quien la víctima tuvo una relación de pareja, una historia de vida conflictiva, se conocieron desde pequeños, en una relación asimétrica enmarcada con escenas de celos, de violencia, de control, de posesión manipulación y de cosificación. La primera perspectiva con la que tenemos que mirar este caso es la violencia de género y por el carácter de adolescente de la víctima, atender al interés superior del niño”, destacó Govetto al inicio del juicio.

Esta agresión fue escuchada por una hermana, la sobrina de la víctima y su novio, que se encontraban en la vivienda lindante y acudieron en su auxilio. Cuando la joven se puso de pie con dificultad por estar en estado de shock, la empujó, arrojándola por un barranco (donde quedó enganchada por unas ramas que detuvieron la caída) con intenciones de quitarle la vida. Ante esta situación los familiares fueron a auxiliarla cuando la golpeó con una piedra en la cabeza, informó el fiscal.

La víctima logró ser resguardada en la casa de su hermana, semi incosnciente, desvanecida en un sillón producto de los golpes y el imputado con un fierro que se utiliza para la construcción; para impedir la ayuda y su defensa, con el que les produjo luego lesiones, mientras intentaba ingresar, relató Govetto.

“Todo el tiempo repetía la misma frase, -te voy a matar- esta secuencia estaba dirigida a quitarle la vida, no lográndo lo primero por la participación de los familiares; luego de la policía y porque las ramas impidieron la caída por los más de cien metros del barranco. Ante la llegada de personal policial, los amenazó con quemar su casa; si ellos radicaban la denuncia. Esa madrugada la quiso matar y no lo logró porque intervinieron los familiares primero y luego personal policial. Vamos a demostrar que esto ocurrió y que el imputado es responsable de lo que se le acusa”, finalizó.

El imputado en este juicio es asistido por el defensor oficial Nelson Vigueras y la defensora adjunta subrogante Mónica Goye. Mencionó el defensor público en su alegato de apertura datos acerca del contexto donde se produjeron los hechos y la situación relacionada al consumo de pastillas y alcohol por parte del acusado, los que consideró como datos de la realidad de la vida de una persona.

“El imputado la sacó de la casa, de su esfera de custodia y ahí se viene la discusión entre ellos, que escucha la familia. El se defendió de las agresiones que recibió por parte de los familiares de la víctima que salen a auxiliar a la víctima y a atacarlo. Pero jamás intentó lesionar ni causar la muerte de ella”, señaló Vigueras.

Refirió además el defensor discrepancias con el encuadre legal y la pieza acusatoria a la que considera que “está plagada de generalidades y se torna imprecisa” y señaló que durante el debate demostrarán su teoría del caso.

Declararon desde el lunes trece testigos propuestos por la fiscalía, entre ellos la víctima, quien fue desde el primer momento asistida por dos psicólogas de la OFAVI, familiares directos, personal de la Policía de Río Negro que intervino en el lugar de los hechos y en la colección de evidencia, profesionales médicos que constataron las lesiones. Se suma a ellos la responsable de la Unidad Operativa que hizo una verificación en el lugar donde se sucedieron los hechos, una psicóloga de la OFAVI que intervino desde el momento de la denuncia y describió el estado emocional de la víctima y el responsable del Centro de Telecomunicaciones.

Por la defensa oficial del acusado declaró una perito médica psiquiatra forense profesional que realizó una pericia al acusado y el hermano del imputado que relató acerca de uno de los momentos en que se sucedió el hecho y el vínculo que ambos mantenían.

Continuará este debate ante el tribunal conformado por Romina Martini, Sergio Pichetto y Marcos Burgos con la declaración del testigo restante y alegatos de clausura, el próximo miércoles a las 13:45 horas.

* Se pueden realizar denuncias, por casos de violencia de género, durante las 24 horas, comunicándose por el 144, a nivel nacional.

Seguinos y Contactanos

Tus comentarios son fudamentales, intentamos permanentemente mejorar tu experiencia en el sitio.