Compartir

Susana Malcorra salió hoy al cruce de especulaciones de referentes kirchneristas al advertir que su renuncia al frente de la Cancillería “no tiene nada que ver” con la causa de corrupción que involucra a la constructora brasileña Odebrecht, y ratificó que su decisión está orientada a “repriorizar” su situación personal y familiar.

Consultada sobre afirmaciones del jefe del bloque de diputados kirchneristas, Héctor Recalde, quien opinó que su salida se relaciona con el megacaso de Odebrecht, la funcionaria saliente respondió: “No, definitivamente no tiene nada que ver con mi renuncia”.

La vinculación de la Cancillería con esa causa o con cualquier otra causa judicial es la de ser un procesador tipo correo de lo que viene y lo que sale. Lo hemos hecho y lo seguiremos haciendo, estando yo en la responsabilidad Cancillería con total profesionalismo y sin tener ninguna evaluación de tiempo o de dilataciones en el tiempo”, enfatizó.

En declaraciones a radio La Red, afirmó que “todo se ha hecho como corresponde”, y dijo estar “segura de que el Presidente se lo pedirá” a quien la suceda en el cargo.

“Lo que pase vinculada a esa causa o a otros temas no tiene que ver con mi partida”, sentenció la saliente jefa de la diplomacia de la Argentina.


Fuente: Nacionales – Diario Rio Negro

Comentarios

comentarios