Centro de Informes

Marcelo Ebrard: “EEUU está haciendo muy poco o nada” para detener el tráfico de armas

Marcelo Ebrard Casaubón, canciller mexicano (Foto: Archivo)

“EEUU tiene que hacer muchísimo más”. Con estas palabras el canciller Marcelo Ebrard respondió a la exigencia del jefe de la Patrulla Fronteriza sobre los esfuerzos de México para mitigar el fenómeno migratorio.

En su informe sobre la reunión binacional del miércoles, el secretario de Relaciones Exteriores informó que se planteó como una especie de moneda de cambio, que la Unión Americana trabaje para disminuir el tráfico ilegal de armas hacia México, para que a su vez el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, siga intentando evitar que los flujos masivos de migrantes lleguen a la frontera norte.

“Les dijimos ‘el tema de ustedes es migración, el nuestro es armas y tienen el mismo peso'”, expresó Ebrard en la conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional este jueves.

El canciller aseguró que el gobierno de Donald Trump se ha quedado corto en la estrategia para evitar que las armas lleguen a México.

Y es que el 70% de estas armas ilegales en México provienen de Estados Unidos y fueron ingresadas por los estados fronterizos de Texas, Arizona, Nuevo México y California.

(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

Tienen que hacer muchísimo más, lo que se está haciendo es muy poco o nada

“Tienen que hacer muchísimo más, lo que se está haciendo es muy poco o nada”, sentenció.

Hace una semana Mark Morgan, jefe interino de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP por sus siglas en inglés) dijo que México tenía que “hacer más” en materia migratoria.

“Necesitamos asegurarnos de que están manteniendo sus esfuerzos”.

Ebrard aseguró que debe haber reciprocidad para mantener un trabajo eficiente.

“Los números dan cuenta del problema. Tienen que tomar cartas en el asunto en reciprocidad a lo que México está haciendo”.

México y EEUU acordaron crear una comisión binacional para tratar de amainar el tema que cuesta miles de vidas. Informes de inteligencia han corroborado que los cárteles de la droga son los principales compradores de las armas ilegales de manufactura estadounidense.

El 11 de septiembre se cumplió el plazo que EEUU impuso a México para detener el crecimiento de cruces ilegales en la frontera. De acuerdo con cifras oficiales, el despliegue de miles de elementos de la Guardia Nacional en el territorio mexicano redujeron más del 50% la tendencia.

“Pude saludar al presidente de los EEUU, fue un breve saludo. Reconocía los esfuerzos que México está haciendo en materia migratoria”, contó Ebrard.

Marcelo Ebrad, secretario de Relaciones Exteriores y Donald Trump, en junio en Osaka. (Foto: Archivo)
Marcelo Ebrad, secretario de Relaciones Exteriores y Donald Trump, en junio en Osaka. (Foto: Archivo)

El propio Trump anunció que estaba satisfecho con la charla que tuvo con AMLO y enfatizó que la frontera ahora es más segura, pues se avanza en el proyecto de construcción del muro y la Suprema Corte le dio la razón para poder rechazar a una gran cantidad de personas que solicitan refugio ingresando irregularmente por la frontera.

Ebrard se pronunció sobre dicha resolución judicial.

“Nosotros no implementaríamos ese tipo de restricciones, pero allá es un asunto de los EEUU, desde luego que no coincidimos, nosotros tenemos otra política”.

“Hay otros temas en la agenda binacional, pero en estos (migración y armas) estamos avanzando”.

La estrategia de contención migratoria que México se vio orillado a implementar generó las críticas de Michelle Bachelet,  Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos.

México, a través de su canciller, se dijo abierto al diálogo para conocer de primera mano cuáles son las inquietudes de la ex presidenta chilena y corregir en consecuencia.

Tenemos una buena relación con la comisionada (Bachelet). Le solicitamos una reunión para intercambiar información. Ella muestra una preocupación y nosotros estamos preocupados por eso, tenemos que saber cómo son sus preocupaciones y cómo las podemos resolver. Lo veo yo como un inicio de diálogo”, explicó Ebrard.

(EFE)
(EFE)

Para el presidente López Obrador la relación binacional sigue siendo buena. Así lo confirmó el miércoles durante una llamada telefónica con Donald Trump.

Son buenas las relaciones con el gobierno de EEUU. No hay diferencias de fondo, no hay ninguna discrepancia que pueda llevar medidas que afecten la economía y el desarrollo de nuestro país”, aseguró.

México y EEUU tienen una compleja relación que abarca temas de seguridad, demográficos, políticos y de comercio.

Después de meses de renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), la aprobación del Tratado México, Estados Unidos, Canadá, se encuentra detenido por falta de ratificación del Congreso norteamericano.

Aún así, López Obrador se mantiene optimista.

“Hay un ambiente muy favorable para que se apruebe el Tratado de Libre Comercio (sic)”.

Seguinos y Contactanos

Tus comentarios son fudamentales, intentamos permanentemente mejorar tu experiencia en el sitio.