Compartir

Reparos y críticas desplegaron tres de los cinco jefes comunales de los mayores municipios de Río Negro respecto de la nómina definitiva de obras del Plan Castello que le tocarán a cada una de las ciudades.

En este caso se consultó a los intendentes de Bariloche, Roca, Cipolletti, Regina y Viedma.

Los oficialistas Gustavo Gennuso de Bariloche y Daniel Fioretti de Regina fueron fieles defensores de los proyectos incluidos. La ciudad andina figura con 44 millones de dólares con dos obras de envergadura para su urbe (Parque Tecnológico y Centro de Convencionales), mientras el municipio reginense tiene su plan director, repavimentación de caminos productivos, entre otras iniciativas.

El viedmense José Luis Foulkes no coincidió con las prioridades fijadas para Viedma y se quejó porque no se lo consultó sobre las pretensiones municipales, a pesar de que participó y habló en las convocatorias oficiales. “Igual -aclaró- no voy a ponerme en contra de las iniciativas”.

Su par cipoleño Aníbal Tortoriello fue en igual sentido, advirtiendo que las iniciativas incluidas figuran solamente con financiamiento parcial. “Hubiese preferido una, pero completa”, afirmó.

El jefe comunal de Bariloche, Gustavo Gennuso, aseguró que las dos obras comprometidas para esta ciudad en el plan Castello tendrán fuerte impacto “sobre la actividad económica y el empleo”.

Aseguró que la ciudad “aspira a muchas obras”, pero las dos incluidas en el plan “fueron las solicitadas”.

Obviamente, el roquense Martín Soria tuvo censura plena. Lo suyo fue directamente a impugnar el mecanismo por tratarse de un “megaendeudamiento” y descreer de su efectiva concreción.

Sobre las obras anunciadas para Roca sostuvo que “no hay proyectos técnicos, ni plazos, ni especificaciones de ningún tipo”.

El intendente de Regina, Daniel Fioretti, explicó que con el financiamiento de la provincia se espera lograr el anillado cloacal en los loteos y barrios nuevos que están creciendo en Villa Regina, pero mostró cautela hasta tanto se consiga el financiamiento.

El Plan Castello consiste en la emisión de 580 millones de dólares en bonos con el propósito de la construcción de infraestructura, repartidas en obras de Desarrollo, Hídricas, Eléctricas y Viales, que suman 522 millones. Los otros 58 millones serán repartidos entre los municipios. Quedan lograr los permisos de Nación y, especialmente, lograr la colocación plena de los bonos programados.

Sobre el recupero de las inversiones, uno de los temas en debate es la posibilidad de cobrar peaje en la ruta 2 que une con San Antonio y Las Grutas.

Gustavo Gennuso: “Fuerte impacto”

El intendente Gustavo Gennuso aseguró que las dos obras comprometidas para Bariloche tendrán “fuerte impacto sobre la actividad económica y el empleo”.

El financiamiento provincial será aplicado a la construcción del Centro de Congresos y Convenciones -en la zona de Virgen de las Nieves- y de la infraestructura básica para el Parque Industrial, Productivo y Tecnológico, que ya tiene tierras asignadas sobre la ruta de Circunvalación.

Según Gennuso, el centro de convenciones “apunta a consolidar una actividad que está presente, pero que necesita el complemento de un lugar para congresos de mayor envergadura”. Consideró además que el reparto de obras fue equilibrado y no tiene motivos para hablar de una discriminación a Bariloche.

Martín Soria: “Mega endeudamiento”

“Me sigue sorprendiendo cómo intentan sembrar ante la opinión pública, que el Plan Castello es un gran programa de obras que el gobierno de Weretilneck concretará próximamente. La realidad es que hoy sólo tenemos una ley que autoriza al gobernador a tomar un mega endeudamiento de casi 600 millones de dólares, con el que llevarán a Río Negro a tener la deuda pública más grande de toda su historia”, criticó el intendente roquense Martín Soria. “Las dos obras que piensan hacer son: la modernización de una central eléctrica y ampliaciones de redes de agua. No hay proyectos técnicos, ni plazos, ni especificaciones de ningún tipo. Lo único que figura en esa planilla, además de los títulos, son los abultados e inexplicables montos que prevén gastar para llevarlas adelante”, dijo.

Aníbal Tortoriello: “Insuficiente”

El intendente de Cipolletti, Aníbal Tortoriello, se refirió a las obras que la Provincia hará con los fondos del plan Castello y tildó de “insuficiente” los trabajos que se realizarán en la ciudad.

Tortoriello fue consultado desde el Ministerio de Servicios y Obras Públicas de Río Negro y solicitó tres obras, las defensas aluviones, la modernización de las centrales hidroeléctricas para poder abastecer a balsa Las Perlas y la refuncionalización de la ruta entre la Isla Jordán y las Perlas. Si bien el gobierno financiará las tres obras, lo hará de manera parcial.

“La verdad que creo que es insuficiente, porque si bien comenzarán las tres obras que pedimos ninguna es con financiamiento total”, indicó que mandatario local.

José Luis Foulkes: “Inconsulto”

José Luis Foulkes, intendente de la capital rionegrina, planteó su malestar por los cambios introducidos en el financiamiento de las obras, a pesar que afirmó que “la cantidad de dinero total es mayor”, destacando un “detrimento” de la asignación del parque industrial, pues “tenía 5 millones de dólares y se bajó a 1,5 millones”. El jefe comunal se mostró cauto, ya que indicó que “no se puede estar seguro, hay que esperar a tener más certezas y saber de cuánta plata hablamos”. También se mostró molesto porque “no me hayan ni preguntado de cómo hacerlo”, pero lo adjudicó a que no cuenta “con la representación parlamentaria para hacer la fuerza necesaria”. Planteó “preguntarle a los legisladores de Viedma porqué decidieron una cosa” sin consultarle.

Daniel Fioretti: Caminos y red cloacal

El intendente reginense, Daniel Fioretti, expresó su acuerdo con los proyectos previstos por la provincia para esta localidad.

Fioretti indicó que la provincia financiará “la ejecución de obras que no podrán ser alcanzadas con el aporte no reintegrable y el crédito que recibirá el municipio, y que están direccionadas a la pavimentación de caminos y mejoras en la red cloacal”.

Pese a que el municipio lo había solicitado, no se incluirá en este paquete una nueva planta de tratamiento de líquidos cloacales, dado que su construcción demandará una inversión superior a los 100 millones de pesos. “Esperamos que se pueda concretar porque no debemos olvidar que el Plan Castello todavía tiene que superar algunas etapas más”, indicó.


Fuente: Regionales – Río Negro

Comentarios

comentarios