Compartir

Una dieta equilibrada y rica en vegetales constituye uno de los pilares de una buena salud (Getty)

Por Graciela Gioberchio

Una dieta equilibrada y rica en vegetales constituye uno de los pilares de una buena salud. Cada persona debería comer unos 400 gramos –cinco porciones– de frutas y verduras por día, de acuerdo con las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para disminuir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, diabetes y cáncer, que matan a unos 40 millones de personas por año. A pesar de que en nuestro país abundan las frutas y las hortalizas, los argentinos consumen, en promedio, alrededor de la mitad de esa cantidad. Y los más pobres, mucho menos.

Representantes del mercado frutihortícola así como expertos en nutrición, educadores y científicos, aseguran que no alcanza con hacer la advertencia. Están convencidos de que para lograr que esas ideas se inserten y desarrollen en la comunidad, es necesario realizar acciones educativas entre los consumidores, especialmente entre los más chicos porque cuanto antes se inicien en una buena nutrición, mejor. Con ese objetivo, una nueva iniciativa está en marcha: es el tour de parrilladas saludables que sus impulsores bautizaron "FruVer en el Barrio".

No faltarán los comentarios para declarar a viva voz que, en la parrilla, tan popular en la Argentina, sólo se asan tiras de asado, chorizos y demás cortes y embutidos de origen animal. Pero en el recorrido que las organizaciones 5 al día Argentina, Fundación Irradia y Banco de Alimentos de Buenos Aires preparan para visitar distintos barrios populares del Gran Buenos Aires, no habrá carne. Las rejillas de hierro de casi diez metros de largo se cubrirán de colores y formas diversas con berenjenas, zucchinis, zapallos ancos, zapallitos, ajíes rojos, verdes y amarillos, batatas, cebollas, zanahorias, choclos, papas, plátanos y más.

El tour de parrilladas saludables llegará a fines de febrero a la Villa Itatí, en Quilmes, y durante el año continuará en barrios populares de Gregorio de Laferrere, González Catán, San Fernando, Béccar y San Isidro.
El puntapié inicial tuvo lugar un sábado, a mediados de noviembre pasado, en la entrada de la Villa 31, en Retiro. Ese día, un grupo de voluntarios de distintas organizaciones civiles y vecinales prepararon largas parrillas de piso, prendieron el fuego y armaron tablones con caballetes donde cortaron kilos y kilos de verduras y frutas que puesteros del Mercado Central de Buenos Aires donaron un día antes.

El puntapié inicial tuvo lugar un sábado, a mediados de noviembre pasado, en la entrada de la Villa 31, en Retiro

Mientras ese sábado las hortalizas se asaban, se repartieron bandejas con porciones de naranjas, sandías, mamones, piñas y manzanas. Grandes y chicos comieron, probaron distintos sabores y aprendieron cuáles son las frutas y verduras de estación, que sus precios son siempre más convenientes y que los vegetales se pueden preparar y cocinar de muchas maneras.

En diálogo con Infobae, Mariano Winograd, alma mater argentina de la organización internacional 5 al Día, contó que la idea de la propuesta es "generar una actividad participativa, divertida, convocante, integradora y barrial que fomente el consumo de frutas y verduras, y también la comensalidad, la posibilidad de compartir juntos la comida".
Por su parte, Ezequiel Verta, de la Fundación Irradia, detalló a Infobae que además de brindar el acceso a las frutas y verduras y fomentar una alimentación saludable "esta acción busca promover la participación ciudadana en las comunidades, para que las transformaciones a nivel local puedan surgir y llevarse a la práctica no sólo desde las decisiones políticas, sino también desde las bases". Por eso, junto con las parrilladas, en esas jornadas planean hacer pintadas y poner en condiciones espacios para recreación.

Un grupo de voluntarios de distintas organizaciones civiles y vecinales prepararon kilos y kilos de verduras y frutas que puesteros del Mercado Central de Buenos Aires donaron un día antes

"Intentamos, además, desmontar el mito de que el consumo de frutas y verduras es aburrido o poco interesante, a partir de dar a conocer recetas y distintas formas de cocción –además de parrillas, en ollas o discos de hierro fundido– que valoricen las variadas posibilidades gastronómicas y nutricionales de estos alimentos", explicó Verta.

La Fundación Irradia es una organización de la sociedad civil latinoamericana con sede central en Montevideo, Uruguay, y representación en Argentina y otros países de América Latina. Desde 2013 hace foco en cuatro grandes áreas temáticas claves para el desarrollo humano: alimentación, educación, medio ambiente e innovación social.

El Banco de Alimentos de Buenos Aires también participa en este tour saludable a partir del aporte del contacto con los centros comunitarios de los barrios y la gestión, recepción y traslado de donaciones de mercados y productores frutihortícolas.

El tour de parrilladas saludables llegará a fines de febrero a la Villa Itatí, en Quilmes, y durante el año continuará en barrios populares de Gregorio de Laferrere, González Catán, San Fernando, Béccar y San Isidro

Esta organización sin fines de lucro, creada en 2001 en plena crisis socioeconómica, se sostiene con el aporte de empresas, fundaciones y donantes particulares y el trabajo de casi 5.000 voluntarios. A través de 900 instituciones, llegan a 120.000 personas en la Ciudad de Buenos Aires y 37 partidos del Gran Buenos Aires, lo que se traduce en 4.000.000 de platos de comida por mes.

Su directora general, Marisa Giráldez, resumió a Infobae el propósito de la iniciativa FruVer: "Queremos dejar instalada en los barrios la importancia de la elección, preparación e ingesta de frutas y verduras. Nuestro objetivo es que la gente se apropie de la idea, la lleve a la práctica y la transmita a otros vecinos".

LEA MÁS:

Del kale al mamón, el colorido festival de frutas y verduras que ofrece el verano

Fitonutrientes: la importancia de una alimentación balanceada y colorida

Leer mas

Comentarios

comentarios