Compartir


"El problema es que muchas veces no se condice lo que los partidos políticos declaran como gasto de campaña con lo que efectivamente recibieron", dijo Pérez en una entrevista con Télam. El funcionario adelantó que el proyecto propondrá la bancarización de todos los aportes para terminar con las donaciones de dinero en efectivo, mientras el ingreso de fondos de privados y empresariales quedará debidamente registrado y con tope.
Télam (T): ¿Cuál es el objetivo de propiciar una nueva Ley de Financiamiento?
Adrián Pérez (AP): Estamos convencidos de que hay que mejorar lo que es la Ley de Financiamiento para que haya más controles y absoluta transparencia, para que la gente pueda conocer efectivamente quiénes son los que donan dinero para una campaña y para que haya más auditorías por parte de la justicia sobre las campañas.
T: ¿El financiamiento de los partidos es un tema de Argentina o una preocupación en el mundo?
AP: El tema del financiamiento en negro, el financiamiento ilegal y los recursos provenientes de ilícitos financiando la política son un problema a nivel mundial.
T: ¿En Argentina ya hay una ley de Financiamiento, hacia dónde avanzan ahora?
AP: Hoy existe una ley de financiamiento en la Argentina, pero creemos que es una ley insuficiente y que tiene que mejorarse. No estamos partiendo de cero, hay regulación. Los partidos políticos tienen que informar cómo gastan en una campaña política, hay control por parte de la justicia y hay topes que se pueden gastar y se pueden recibir como aporte en un campaña.
El problema es que muchas veces no se condice lo que los partidos declaran como gasto de campaña que han recibido con lo que efectivamente se da; de hecho las campañas políticas parecen ser bastante más caras que lo que los partidos declaran.
T: ¿Cuáles son los aspectos que se aspira a mejorar en la nueva ley entonces?
AP: Hay una parte del financiamiento que es negro, que no está registrado. Nosotros vamos a avanzar en que todo esté registrado y bancarizado o sea lo que queremos es terminar con el aporte en efectivo, que es buena parte de las campañas, e ir hacia un aporte bancarizado en donde todo pueda ser trazable.
También aspiramos a mejorar los tiempos y que el informe que hacen hoy los partidos políticos (60 días después de la elección) sea en tiempo real.
Leer mas

Comentarios

comentarios