Compartir

El 16 de abril de 2003 Michael Jordan anunció su retiro definitivo y marcó así el final de una carrera brillante que le permitió estampar su nombre en la historia grande del baloncesto mundial y ser reconocido como el mejor de todos los tiempo.

Entre la pila de títulos se destacan los seis campeonatos de la NBA, 1991, 1992, 1993, 1996, 1997 y 1998, todos obtenidos con los Chicago Bulls y en todos elegido como el MVP de las finales. Además ostenta cinco títulos de MVP de temporada y formó parte del All-Star en 14 oportunidades.

Más allá de los logros, lo que enamoró a los fans del básquet mundial y del deporte, fueron sus jugadas. Las volcadas, los robos, las tapadas y su capacidad para dejar en ridículo a cualquier rival, enloquecieron a todos durante años.

Fueron 15 temporadas en la NBA, con un breve "receso" entre 1998 y 2001, cuando se retiró de los Bulls para luego volver con los Washington Wizards, camiseta con la que jugaría hasta 2003.

A 15 años de aquel anuncio, hay 15 jugadas que permiten recordar algo de lo que Jordan solía hacer cada vez que saltaba al campo de juego y valen la pena recordar.

Leer mas

Comentarios

comentarios