Compartir

La historia del turismo en Neuquén comienza con la transformación del antiguo territorio nacional en la consolidación de una nueva provincia argentina, hecho ocurrido en junio de 1955.

Uno de los hitos que marcan el inicio de la historia del turismo se remonta al primer gobierno de don Felipe Sapag, quien en el año 1963 avizoró la potencialidad del turismo como eje del desarrollo. En ese contexto, se delineó un Plan Turístico Provincial que demarcaba las principales estrategias de desarrollo del sector priorizando los deportes invernales, los recursos termales y la pesca deportiva.

Desde entonces, la notoriedad turística de Neuquén creció paulatinamente y atravesó fronteras regionales e internacionales. Hoy la provincia es una invitación a la aventura, por la inconmensurable variedad de paisajes imponentes, la calidez de sus habitantes, la infraestructura y la multiplicidad de propuestas para realizar actividades físicas y recreativas en cualquier estación del año.

Para Neuquén, el turismo representa la segunda actividad económica más importante luego de la explotación de los recursos petroleros y energéticos. En este sentido, el gobierno de la provincia hoy consolida la actividad fortaleciendo la conectividad –aérea y terrestre– e impulsando un vasto plan de infraestructura para el crecimiento y desarrollo de los destinos turísticos.

En este sentido, en el marco de la apertura del 47º período de sesiones legislativas, el gobernador Omar Gutiérrez presentó 23 proyectos de ley, cuatro de ellos están destinados a normar la actividad, fortalecer y brindar autonomía al sector turístico.

El primer proyecto tiene como objetivo poner en valor el patrimonio histórico-turístico de Neuquén, definiendo estrategias y herramientas que posibiliten su reconocimiento, disfrute y resguardo. Para ello, será necesario elaborar un listado de bienes que constituyan el patrimonio turístico de la provincia y así determinar su magnitud.

El segundo de ellos busca sancionar la ley de reconocimiento de las fiestas populares, a fin de promover las actividades que generan un gran movimiento económico y turístico en el territorio. Las fiestas populares constituyen el patrimonio histórico de la provincia por reflejar y reivindicar culturas, tradiciones y costumbres de las diferentes regiones.

Para regular la actividad, el tercer proyecto tiene como fin prevenir y controlar el turismo informal, para lograr una amplia oferta turística que respete la normativa vigente, sancione e impida el desarrollo de la competencia clandestina o desleal.

Por último, se presentó un proyecto que busca incorporar por ley al turismo como actividad económica y sustentable en las distintas etapas y trayectos del sistema educativo local, fortaleciendo y diversificando la base de enseñanza con criterio de desarrollo sostenible.

Hoy el turismo es un pilar para el desarrollo sustentable de la economía provincial. Es el motor que posibilita aumentar la diversificación productiva y asimismo la competencia de los destinos, genera nuevos puestos de trabajo y es fuente de ingresos de un amplio porcentaje de la población.

Por ello, el gobernador agregó: “Es muy importante que los distintos actores del turismo tengan como interlocutor a un ministro que se ocupará pura y exclusivamente del desarrollo del sector. Se ha hecho muchísimo, pero hay mucho más por hacer. Es la segunda actividad en importancia en la provincia”.

Con estos lineamientos el gobierno provincial tiene un claro objetivo: posibilitar el crecimiento y estimular el desarrollo de una de las actividades más importantes para una provincia que reúne los recursos naturales y la potencialidad para posicionarse como uno de los principales destinos del mundo.

Leer mas

Comentarios

comentarios