Compartir

Los estudiantes de la escuela Marjory Stoneman Douglas High School, en Parkland, Florida, retomaron hoy las clases, a dos semanas de la masacre de San Valentín, en la que fueron asesinadas 17 personas por el alumno Nikolas Cruz y que abrió el debate nacional sobre la tenencia de armas y los tiroteos masivos.
Con sensaciones diversas, pero en las que primó el nerviosismo y la esperanza, los chicos volvieron al establecimiento que, hace unos días, fue un escenario de pesadillas. Allí, el 14 de febrero último, compañeros de clase y docentes gritaban desesperados, se escondieron en armarios y aulas y corrían atemorizados mientras el tirador Cruz recorría los pasillos, disparando y matando.
La vuelta a la escuela fue planeada en fases. Las autoridades del condado de Broward planificaron una apertura, primero con los maestros y el personal no docente el lunes y el martes, mientras que los alumnos retomaron hoy con clases de cuatro horas, de 7.40 a 11.40 de la mañana.
Leer mas

Comentarios

comentarios