Compartir

Aunque el massismo está tomando un rol más opositor (ya lo dijo Graciela Camaño en Gualeguaychú, "no va más la avenida del medio"), el diputado nacional Marco Lavagna tiene muy buena relación con todos los bloques, incluido el oficialismo.

El miércoles por la noche coincidió con varios colegas en la función exclusiva de El Corsario en el Teatro Colón. Acompañado por su mujer llegó bien temprano y aprovechó a sacar fotos de la sala.

Después de tres actos y ovación para los bailarines (esta vez los protagónicos estuvieron a cargo de Nadia Muzyca y Federico Fernández, además de la muy aplaudida actuación del paraguayo Jiva Velázquez en el rol de Alí y el tigrense Maximiliano Iglesias como Lankendem) Lavagna se fue conversando con el jefe del bloque del PRO, Nicolás Massot quien fue con su mujer embarazada.

No se cruzaron, aunque también estuvieron allí, la diputada oficialista Graciela Ocaña y el economista ex Banco Nación Carlos Melconian.

A la salida todos estaban aliviados: aún no se había desatado la tormenta pronosticada por el Servicio Meteorológico Nacional.

Seguí leyendo

Leer mas

Comentarios

comentarios